martes, 8 de diciembre de 2009

Gibraltar detiene a Guardias Civiles en aguas españolas y el traidor de Rubalcaba pide disculpas.

Segun el Tratado de Utrech, por el cual España cede al Reino Unido la soberanía del Peñón de Gibraltar, esta cesión se circunscribe unicamente al citado peñon y no a las aguas circundantes. Es decir, para que hasta un sociata pueda entenderlo: las aguas que rodean Gibraltar, hasta la orilla, SON ESPAÑOLAS.

Pues bien, resulta que, después de que Gibraltar llevara años tratando de reclamar esas aguas sin atraverse a dar el paso de ocuparlas, desde hace unas semanas, viendo la debilidad mostrada por el Gobierno español y que hasta paises como Somalia o Guinea Bissau se chotean de él sin consecuencias, ha decidido dar el paso y tomar posesión de ellas.

El último paso en esta escalada ha sido "detener" a cuatro Guardias Civiles que perseguían a unos narcotraficantes en aguas legalmente españolas.

Pues bien, ante este ataque a la soberanía y la dignidad de España, la reacción del Ministro del Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba (me niego a usar el título de Seños), es la de PEDIR DISCULPAS...vamos, posicionarse contra nuestars fuerzas de seguridad y dar mayor muestra de debilidad ante la opinión pública internacional.

La reacción lógica debería haber sido muy distinta: cerrar la verja de inmediato, atosigar a cualquier ciudadano gibraltareño en suelo español con registros minuciosos y comprobaciones de documentación, y meter en esas aguas algún barco de guerra, que para eso están, dejando clara su soberanía, amén, por supuesto, de denunciar, Tratado de Utrech en mano, la agresión ante la ONU, la Unión Europea y quién haga falta, pero Rubalcaba el Traidor y ZP el Cobarde, parecen preferir tragarse la agresión a usar una fuerza legítima.