jueves, 19 de febrero de 2009

El colmo de la CARADURA (con mayúsculas)


Leo en Libertad Digital que el actual Ministro de Trabajo, Celestino Corbacho, culpa de la actual destrucción de empleo al que fue su homólogo del PP hace casi 8 años. Osea, que pretende hacernos creer que él no tiene nada que ver con el caos y la destrucción de empleo que sufrimos en la actualidad, con todo lo que ello conlleva de empobrecimiento de las familias y bajas en la cotización a la Seguridad Social que, a su vez, acarrean menos ingresos al Estado para pagar más subsidios...Vamos, creo que no hace falta que lo explique.
Este individuo dice que el no tiene la culpa, que la culpa es del sr. Montoro, del que gestionaba su ministerio hace 8 años. Lo que este individuo, que no señor, no tiene es dignidad ni vergüenza. Dignidad, por que cuando uno la tiene asume sus responsabilidades y las afronta con eso mismo, con Dignidad, y vergüenza por que a cualquiera en su situación se le caería la cara de la misma de culpar de algo que tan obviamente es de responsabilidad inmediata y actual a alguien que ya no está.
además, que se vaya preparando Celestino para la llamada al orden de su partido, ¿o es que no se ha enterado de que todos los males de este pais hay que achacárselos a Aznar y a la guerra de Irak?
Pobre hombre! Entre la realidad de su ministerio y la metedura de pata al buscar culpables se le va a caer el pelo...